5 novelas para 5 temas recurrentes

Yo soy mucho de agrupar las novelas por temas, no sé si se trata de una manía o que una es un poco rarita. El caso es que mi mente de forma inconsciente busca temas o características comunes en los libros que leo. 

Hay temas de los que no me canso de leer. No importa que algunas de las novelas se parezcan a otras, yo las leo igual. Y de esos temas surgen cinco novelas que se convierten en mis favoritas.

Hoy me apetece compartir con vosotras esos temas que no puedo dejar de leer y las novelas que se han convertido en mis favoritas.

Hermanastros que se enamoran

Este es uno de mis temas preferidos. Me encanta lo que provoca cuando una pareja se une y esto conlleva a que los hijos de ambos tengan que convivir. Adoro esos tiras y aflojas, esa tensión, ese pique que poco a poco se transforma en amor. Lo que más me gusta es esa transformación que se produce de forma gradual.

Si te interesa esta temática, clica aquí.

De todos los libros que he leído sobre este tema, el que más me ha gustado sin ninguna duda es:  

Jude, mi hermanastro, de Anne K. Austen

Jude es impredecible, complicado, intenso y lleva la palabra problemas marcada a fuego en las innumerables capas con las que se protege.
Brooke cree que le odia, o eso dice, porque era el hijo de deslumbrante intelecto que sus padres anhelaban cuando lo adoptaron, pero él se largó en cuanto cumplió la mayoría de edad sin explicaciones ni justificación, dilapidando un brillante futuro.
Ahora, ella ha obtenido una beca en la prestigiosa Escuela de Enfermería del Hospital Johns Hopkins en Baltimore, y sus padres le piden que mantenga un ojo sobre Jude.
Sin embargo, Jude duele a Brooke de maneras que ni siquiera ella puede entender.

Es un libro que he leído más de una vez y sobre el que ya he hablado antes, puedes verlo aquí. Me parece un libro muy completo. Entre los protagonistas existe esa tensión de la que hablaba al inicio, esos desencuentros dialecticos con los que tanto disfruto y mucha química entre ellos. Además, hay erotismo y misterio, por lo que todo eso hace que sea una lectura para disfrutar de principio a fin.

Amigos que pasan de la amistad al amor

Este es otro de los temas recurrentes que me lleva a leer todo lo que incluya la friendzone. Creo que lo que más me atrae de esta temática es la unión y la conexión tan especial que suele existir entre los protagonistas. Disfruto de la evolución y de cómo cada uno descubre que siente algo más que amistad por el otro y como les cuesta más o menos aceptarlo dependiendo de los personajes. También me resulta muy interesante el proceso de cambio de ser amigos a ser algo más.

Si te interesa esta temática, clica aquí.

En esta temática, mi preferido es:

Carter y Arizona, de Whitney G.

Solo amigos. Solo somos amigos. No, en serio. Arizona es solo mi mejor amiga… Arizona Turner y Carter James son amigos inseparables desde los nueve años. Se lo han contado siempre todo el uno al otro y se han apoyado en todas sus «primeras veces». Y, por supuesto, han sido mutuo paño de lágrimas cuando las relaciones que han mantenido con otras personas han fracasado… Pero a lo largo de los años, a pesar de todo lo que han pensado los demás sobre ellos y su amistad, jamás han traspasado la línea. Nunca se les ha ocurrido. Nunca han querido… Hasta que una noche todo cambió. Así que quizá ahora… Solo amigos. Solo somos amigos. O eso seguiré diciendo hasta que averigüe si Carter sigue siendo «solo» mi mejor amigo.

Lectura romántica de Carter & Arizona

Me encanta Carter & Arizona. Al igual que el anterior, lo he leído más de una vez. Adoro a los protagonistas y me gusta la historia, sencilla pero interesante. Su complicidad y su escenas intensas. Me gusta todo lo que sucede y como sucede. Así que poco más puedo añadir.

Compañeros de piso que se convierten en algo más

El tema de compañeros de piso da mucho juego, puede ser que sean amigos y que evolucionen hasta llegar a algo más o, por el contrario, que se vean obligados a compartir piso por determinadas circunstancias y eso los lleve a una convivencia llena de tensión.  Personalmente, esta última es la opción que más me gusta, y por eso el libro elegido es Again ya que la convivencia inicial dista mucho de ser amistosa.

Si te interesa esta temática, clica aquí.

Again, de Mona Kasten

Amar es volver a empezar. Nuevo nombre, nuevo peinado, nueva ciudad. Allie Harper, de diecinueve años, es nueva en Woodshill. Tras poner muchos kilómetros de distancia con su hogar en Denver, acaba de empezar las clases en la universidad y necesita encontrar piso desesperadamente. Cuando llama a la puerta de su última oportunidad, ahí está Kaden White, con su mirada sexy y sus tatuajes, el chico de cursos superiores por quien suspira media universidad. Kaden no quiere compartir piso con una chica, ya tuvo problemas en el pasado por ello, y Allie no tiene ningún interés en compartir techo con alguien como él, pero la casa es perfecta y no les queda opción. Así, Allie y Kaden se convierten, a pesar de todo, en compañeros de piso. Sólo deberán cumplir tres sencillas reglas: nada de sentimentalismos, nada de meterse en las cosas del otro y, la más importante, nada de acostarse juntos. Pero las reglas están hechas para que las rompamos.

Es una novela con la que he disfrutado mucho por los desencuentros y la tirantez  entre los protagonistas. Me ha gustado mucho cómo evolucionan ellos juntos y por separado. Ambos tienen un pasado que superar para poder seguir adelante. He gozado con las diferentes fases por las que pasan los personajes.

Protagonistas que parecen chicos malos y luego no lo son tanto

Desconozco el motivo por el que a muchas nos atraen los protagonistas de chicos con apariencia de malotes. Pero en realidad lo que más nos gusta son aquellos que van de duros pero que cuando se enamoran hacen lo que sea para complacer a su chica.

También tienen mucho enganche los protagonistas tatuados.

Rule cumple con todo lo mencionado y por eso es el que más me ha gustado de este tema recurrente.

Rule, de Jay Cronover

Había amado a Rule Archer desde el primer momento que puse los ojos en él. Él era todo lo que no debería desear y la única persona por la que salí de mi camino de no tratar de complacer. Él sólo me veía como una mocosa, y titulada con sobresaliente, princesa, pero lo peor de todo lo que veía cuando me miraba a mí era que veía a la chica de su gemelo fallecido. Eso rompía mí corazón porque por mucho que me había gustado Remy Archer nunca hubo nada romántico entre nosotros y no importa cuánto intentara convencerme a mí misma de que amar a Rule era una idea terrible, mi pobre corazón no escuchaba. Nos hemos tolerado el uno al otro, y apenas habíamos forjado una incómoda alianza hasta que una noche tuve demasiado para beber y cambió la forma en que fuimos siempre. De repente secretos de toda la vida ya no se ocultan y lo único que siempre quise para mí parecía obtenerlo, tanto que estaba dispuesta a pasar por el infierno para aferrarme a él.

Rule tiene muchos de los ingredientes que me gustan en un libro. Al principio puede parecer un poco cliché. Él es un mujeriego y ella está enamorada en secreto de él. Pero me ha encantado la forma de contarlo de la autora. Creo que la autora consigue incluir un poco de todo, amor, pasión, erotismo, celos e incluso algún efecto inesperado. 

Rule es la viva imagen del chico malo que al final no lo es tanto.

Distopías/ciencia ficción

No es la temática que más siga, pero si reconozco que hay novelas que me han gustado mucho con esta temática. Cuando pasa determinado tiempo, me apetece leerme alguna de esta temática y mi preferida sin dudarlo es:

Divergente, de Virginia Roth

En el Chicago distópico de Beatrice, la sociedad está dividida en cinco facciones. En una ceremonia anual, todos los chicos de dieciséis años deben decidir a qué facción dedicarán el resto de sus vidas. Beatrice tiene que elegir entre quedarse con su familia… y ser quien realmente es.

Así que toma una decisión que sorprenderá a todo el mundo, incluida ella…

Esta historia me fascinó, me pareció super original. Me gustó todo, la trama, los personajes, la acción, los protagonistas… Y el protagonista masculino me enamoró. Cuatro es uno de mis protagonistas preferidos. Es valiente, inteligente, atractivo y en todo momento lo arriesga todo por ella. 

Y hasta aquí, mis queridas lectoras.

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad